[…]
—¿Quién soy?, ¿lo sabes tú? Porque yo no. Es absurdo, una locura. No sé quién soy, ¡no tengo ni la más remota idea! Yo no lo sé y tú tampoco lo sabes. Pero creo que sí sé qué soy. O mejor dicho, qué no soy. No soy nadie. No soy nada.
»Quisiera ser una mota de polvo en un rostro, o unos gramos de pólvora encasquillados. Quisiera ser la lluvia que calma las heridas de la tierra y al mismo tiempo ser la mano que la desgarra. Pero no puedo. Qué gilipollez, ¿eh? Querer y no poder. Me consume.
—¿Por qué? —me susurró al oído—, ¿por qué no puedes?
El ambiente humedeció. Lo noté en los huesos. Porque eso era la único que tenía; huesos. Ni piel, ni carne. Tampoco un alma a la que pretender salvar. Huesos. Duros, fríos. Inertes.
El ambiente humedeció, como también lo hicieron las cuencas (vacías) de mis ojos. Pero ella preguntó, despacio,  y yo hice lo que peor se me daba; responder.
—Porque no existo.

18 comentarios:

  1. Vale, aquí me falta información. Supongo, y espero, o al menos me gusta pensar que "Inside all of us is a wild thing" o simplemente "War" es una novela increíble que estás escribiendo y que yo me muero por leer. Aun así este trozo muestra un poco más de la soledad o dolor, o quizás desesperación que invade el interior de Ébola, ese que como tú misma dices "te corroe por dentro con la rapidez de una mecha encendida". Fascinante, intrigante y atrapante, as always.

    ResponderEliminar
  2. Increíble. No sé cómo lo haces, pero consigues transmitir tantísimo a través de tus palabras... Eres capaz de hacerlas vibrar tal y como quieres que vibren. Se podía sentir el dolor, la ausencia, la soledad, la incomprensión.

    ResponderEliminar
  3. Guau, sobrecogedor :O
    No te preocupes, a todo el mundo le puede pasar.

    Viele Grüße

    ResponderEliminar
  4. (Mierda, tenia un comentario hecho, y al publicarlo se me ha eliminado, no hay nada que haga más rabia. O quizá sí. En fin, vuelvo a empezar).

    Me he surcado en el cielo, mejor dicho, en tu cielo, en el cielo de todos tus personajes los cuales por allí están Ébola, War, y todo los otros. He surcado, y después de eso, ¿sabes como he quedado? Con la boca medio abierta, haciendo una forma de una 'o' enorme, aunque un poco deformada xD

    Tú y tu forma de escribir son magnificas, ya lo sabes, me encanta todo lo que escribes. Y mira, te contaré un secreto, (pero tu sthhh sobretodo, eh): Siempre espero que Ébola y War, vuelvan aquí y nos dejen más sorprendidos que la otra vez. Porqué sabes, tienen un mundo por descubrir.

    ¡Un beso enorme, Kryptonite!
    P.D: no te hartes mucho de tu Internet, aunque vaya muy mal, dale tiempo, algún día volverá en si, aunque falle de tan en tanto, es valioso. Si le das tiempo, él te lo devolverá. (Es lo que todos necesitemos, tiempo, mucho tiempo).

    ResponderEliminar
  5. Mira que...llevo tiempo sin comentar, falta de tiempo, de ganas y, que mi internet no va mucho mejor que el tuyo, no creas TT
    Veo mejora, mucha. ¿Recuerdas que antes decía que recargabas mucho los textos? Ya no hay queja alguna, se lee con mucha facilidad.
    (y qué decir del contenido)
    ¡Un beso, K!

    ResponderEliminar
  6. Hola, de nuevo. Quería darte las gracias por el comentario. Me alegra que realmente te haya gustado el texto. Llevo tantísimo tiempo sin escribir que he perdido el rumbo con las palabras. También decirte que sí, es un comentario de copiar y pegar, pero sólo lo estoy poniendo en blogs que creo que realmente merecen la pena y que me podrían dar una buena opinión, así que también me alegro de haber tenido la suerte de que tu te pasases. Y en el comentario, como decía, ahora que sabes que es con los blogs que me gustan, decía que haría hueco para leer alguna que otra entrada, y porque pienso que uno no se cansa de opiniones.

    Esta me ha llegado mucho, me es imposible negártelo; tampoco me sería útil. El "me consume" que has escrito ha calado en mí, porque realmente me siento así muchas veces. Sacaré tiempo para leer de ti todo lo que se pueda. Consigues cosas que muy pocas personas no llegan a alcanzar. Eso o que a mi me cuesta mucho decir cosas malas, pero créeme, mereces la pena.

    A mí personalmente me da igual como este el texto escrito, si en mil colores o en uno solo, y los contrastes me dan igual. Quien sabe escribir llegará hasta donde se proponga de una forma u otra.

    Yo elegí los textos sueltos antes que basarme en una historia, ya tendré tiempo de eso por si algún día realmente me decanto a escribir un libro. Y bueno, con esto ya creo que me toca irme despidiendo. Me verás pronto. De nuevo. Y con más buenas noticias.

    Besos volados de un pequeño pájaro de Julio.

    P.D.: A elección propia responder o no, ¿de donde has sacado la plantila? Me gustaría algo por el estilo.

    ResponderEliminar
  7. Llegará el momento en el que sí existas para alguien, aunque tú sigas creyendo que no existes. Todos tenemos rachas malas, deja que pase y volverás a ser tú misma :)

    ResponderEliminar
  8. he llegado aquí tras observar un comentario vuestro en otro sitio, preguntándome si la persona que criticaba aquel texto, tenia una perspectiva desde la cual entregar cierto peso a su opinión, desde mi propio juicio, el cual a su vez puede ser egoísta o locuaz.
    se que lo importante en una historia, en si, no es la historia, sino la forma en la cual se cuenta cada frágil momento, manteniendo ese linea que lo figura como frágil, todas las tramas ya son el piso donde otro construye, la originalidad, para mi no algo nuevo, sino el tacto de manejar algo ya utilizado.
    Hace mucho que no vago por la net, y mucho menos me topo con un buen blog, a decir verdad solo sigo cinco sitios, incluyéndote ahora.
    se que no he alabado explicitamente vuestra historia, pero espero comprendas que mis palabras lo son.
    en espera de otro momento de agrado.

    ResponderEliminar
  9. Como siempre, sorprendes. A veces nosotros, peor que nadie, no sabemos quiénes somos en realidad. Triste pero cierto.
    Un guiño ;)

    ResponderEliminar
  10. (Si mi internet no me engaña, debería tener usted un correo en su bandeja de entrada)

    ResponderEliminar
  11. Dios, algún día tienes que creerme cuando te digo que tienes talento, K.
    Me ha gustado mucho, porque llevo unos días planteándome qué soy y qué voy a hacer con mi vida. Y la verdad es que no tengo la más remota idea.
    El final es como siempre boom, tienes la manera de relatar los finales que hacen que de inmediato te encante el texto.
    Sigue escribiendo así.
    (Quiero más Ébola)
    Muchísimos besos :)

    ResponderEliminar
  12. Impresionante. Me gustó tu blog. Tienes mucho talento, te sigo :)

    ResponderEliminar
  13. Me ha gustado este texto, extraño pero que sin embargo me ha atrapado. Seguiré pasando!
    Un beso

    ResponderEliminar
  14. Es extraño y en parte me da algo de miedo. Me ha gustado la descripción de lo que quiere ser y no puede. Y me gustaría saber que clase de ser es, en que pesadilla estamos o que realidad estamos viviendo con este texto. ¡Un beso!

    ResponderEliminar
  15. Este texto me ha recordado a una conversación hoy que he escuchado, a escondidas, en la estación. Estaban dos amigos charlando y se pusieron a hablar de filosofía, y uno de los dos ha sacado la frase "Pienso, luego existo". Ha dicho que para él era una frase que recordar cuando sientes que no eres. Cuando te despiertas pensando que no existes, según él, por el hecho de pensar que no lo haces ya estás existiendo. No sé por qué, pero casi todas las conversaciones y la gente de aspecto interesante las veo cuando espero el tren. Y el texto buenísimo! Un gusto leerte, como siempre.

    ResponderEliminar
  16. Guau, me ha gustado mucho por el simple hecho de que es muy similar a lo que tengo en mente, es una historia un tanto compleja, pero espero poder reflejarla algún día sobre papel.

    Un saludo.

    ResponderEliminar